marzo 25, 2007

¿REFORMISTAS VS. CONSERVADORES?... EN EL ABORTO



Conforme pasan los días el tema de la despenalización del aborto en el D.F. ha ido tomando mucha fuerza al grado de que ante su inminente aprobación en la Asamblea Legislativa con la respectiva sanción del Jefe de Gobierno del Distrito Federal y su publicación en la Gaceta Oficial del Distrito Federal.

Distintas posturas se han manifestado a favor o en contra, sean radicales o moderadas, pero distintas al fin, por lo que se empiezan a visualizar varios escenarios para “frenarla”, entre ellos tenemos:

a) El Presidente de la República se ha pronunciado en contra de la despenalización del aborto y hasta han llegado a decir que “vetaría” el proyecto de reformas para impedir que prospere dicha iniciativa, sin embargo, jurídicamente esto no es posible porque de acuerdo con el artículo 122 constitucional, Base Primera, fracción V, inciso h), es facultad de la Asamblea Legislativa legislar en las materias civil y penal, entre otras; por tanto, al no ser una facultad reservada al Congreso de la Unión, el Ejecutivo Federal estaría impedido de poder ejercer su derecho a emitir observaciones sobre una iniciativa aprobada por la Asamblea Legislativa.

b) La acción de inconstitucionalidad (que tenga por objeto plantear la posible contradicción entre una norma de carácter general, es decir, las reformas que se hagan al Código Penal del D.F. y la Constitución Federal); ver la Constitución Federal en su artículo 105, fracción II.

Siendo así las cosas, dicha acción de inconstitucionalidad podría intentar ejercitarse, dentro de los treinta días naturales siguientes a la fecha de publicación de las reformas, por:

El equivalente al treinta y tres por ciento de los integrantes de la Asamblea Legislativa del D.F., en contra de leyes expedidas por la propia Asamblea.

Considerando que la integración de dicha Asamblea es de 66 diputados, el 33% equivaldría a 22 legisladores locales y estimando que el PAN es quien ha manifestado expresamente su rechazo en contra de estas reformas, únicamente cuenta con 17 diputados, le faltarían 5 para poder ser parte legítima en la incoación de la acción de inconstitucionalidad. De hecho, podrían sumarse los 4 legisladores del Partido Nueva Alianza, aún así le faltaría la firma de un diputado para que pudiera incoarse dicha acción ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Lo anterior, nos dice que los panistas buscarán que se sume al menos un legislador para que puedan presentar la acción de inconstitucionalidad y en el supuesto no concedido que lo consiguieran, la gran pregunta sería: !!!¿¿¿cuál sería el argumento toral para aseverar que con dichas reformas que despenalizan al aborto en el D.F., se estaría en contradicción con lo dispuesto por la Constitución Federal???!!!

De entrada, estimamos que la SCJN tendría que desechar por improcedente dicha acción de inconstitucionalidad, por no existir una contracción, empero, así como existen un número de ministros conservadores –y más aún- si el asunto se le turna a algún ministro que siempre se ha dado a notar por compartir los ideales del PAN, es posible que la discusión vaya para largo –lamentablemente-.

No obstante lo anterior, si el Presidente de la República tuviera toda la intención de frenar dichas reformas, podría encomendarle al Procurador General de la República (aquí es donde una vez más haría falta la autonomía de la PGR), que presente la acción de inconstitucionalidad en términos de lo dispuesto por la Constitución Federal, en su artículo 105, fracción II, inciso c). Por otra parte y dado el contexto, existe la posibilidad de que por primera vez, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos -si así lo considera-, ejerza su facultad de presentar la acción de inconstitucionalidad. En ambos supuestos, veremos la talla de los argumentos jurídicos que pudieren presentar, tanto el Abogado de la Nación como el Ombudsman Nacional.

En cualquier de ambos supuestos, se vería una vez más la lucha de ideologías entre Reformistas vs. Conservadores.

c) Quienes piensan que el juicio de amparo (indirecto) podría ser también una alternativa para impugnar las reformas de marras, deben de saber y conocer que con la despenalización del aborto, no se está obligando a que la mujer aborte, se está dejando la potestad a ella para que decida si aborta o no; luego entonces, cualquier intento por presentar un amparo en contra de dichas reformas, deberá ser desechado por notoriamente improcedente, por ello, se sugiere tener presente la Ley de Amparo.

Por otra parte, manifiesto mi profundo respeto a la Religión Católica –como a cualquier otra-, entendida la religión como un conjunto de creencias o dogmas acerca de la divinidad, de sentimientos de veneración y temor hacia ella, de normas morales para la conducta individual y social y de prácticas rituales, principalmente la oración y el sacrificio para darle culto; sin embargo, ¡¡¡¿¿¿por qué los altos jerarcas del Catolicismo no se manifiestan duramente en contra de los sacerdotes pederastas y de las monjas con sus preferencias sexuales de su mismo género???!!! Es muy lamentable que no empiecen a depurar la casa propia, aunque sus defensores digan que lo que ellos hacen no atentan “contra la vida” como si lo hace la despenalización del aborto.

La discusión, como la moneda, está en el aire, esperando que culmine con una sola cara, ¿cuál será? Esperamos que el pensamiento reformista sea el que salga avante, porque algo es un hecho: con despenalización o no del aborto, los abortos seguirán existiendo so pena de poner en riesgo la integridad física de la mujer.

Postea y expresa tu opinión!

16 comentarios:

Anónimo dijo...

Acertadamente como Usted lo manifiesta el aborto existe y seguirá existiendo con Reforma o sin ella, por lo que bueno sería preguntar ¿en cuantos hsopitales que pertenecen a la iglesia se practica el aborto? de cierto es que la Iglesia católica tiene diversos hospitales y paracerían preocupados por el hecho de que pudiera bajar el precio de los abortos siendo clandestino es más elevado.
Tal vez será que ese "prócer" llamado Onésimo Zepeda esta ahora si preocupado por las supuestas almas neonatas que hasta en los festejos de su 70 onomástico se dio gusto poniendo en órden a la gavilla de facinerosos facistosides funcionarios de primer nivel como el "Heróico" Rámirez Acuña para que la inicitiva no pase. Verdaderamente lamentable que el "señor" Presidente intervenga en un asunto en donde no le corresponde, alejando la atención de asuntos mucho más delicados como lo son Isosa e Hildebrando.Irresponsable y absurdo que la jerarquía catótica trate de impedir que las mujeres puedan decidir si se practican el aborto o no,mientras que hacen nada por impedir la pederastia. ¿No deberían estar preocupados por la salvación de las almas en vez de seguir enriqueciendose con nuevas universidades, hospitales e iglesias en construcción? Claro que el Papa y sus esbirros mexicanos lo que pretenden es mantener el negocio en las benditas tierras mexicanas que es de los paises que más aportan vía la cristinisima limosna al Vaticano para que su oligarquia viva comodamente mientras que en México el 50% de la Población esta en los límites de pobreza, por eso amenazan con la excomunión que en pleno siglo 21 no es más que una falacia.Y por lo que toca a otras organizaciones religiosas protestantes" la verdad es que ¿que valor moral pueden tener los testigos de jehová, cristianos, mormones y otras sectas que lo único que tratan es de ganar adeptos para que su negocio de la "Fe" se enriquezca.Este asunto es de LEYES,de DERECHO y LAICO por lo que corresponde al pueblo y sus INSTITUCIONES decidir este importantisimo tema en el que las mujeres deberían tener una participación mucho mas activa.
Saludos

Raúl Arturo Rodríguez Ayala dijo...

Un día después de escribir mi comentario sobre el tema "ABORTO: ENTRE EL DERECHO, LA MORAL Y LA RELIGIÓN", en el periódico "La Jornada" se publicó el artículo que transcribo a continuación. Al principio me pareció un tanto asombroso, el grado de coincidencia incluso hasta en las analogías utilizadas para describir lo que es una vida humana (aquella que puede desarrollarse y sobrevivir de manera independiente a otros de su misma y de otras especies, gracias al proceso de diferenciación y especialización de sus partes), sin embargo el asombro cesó pronto, pues como indica el propio artículo, sólo hay que tener nociones elementales de biología para llegar a tal conclusión. Moraleja: Exijamos que Calderón se regrese a la secundaria a tomar el curso de Biología I.

L.C. y E.F. Raúl Arturo Rodríguez Ayala

http://www.jornada.unam.mx/2007/03/24/index.php?section=opinion&article=020a2pol

Julio Muñoz Rubio
El aborto no es un homicidio (o una lección elemental de biología)
En días recientes se ha reavivado una nueva edición de la polémica entre abortistas y antiabortistas a raíz de la iniciativa de varios integrantes de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal para ampliar la despenalización del aborto. De nuevo se escuchan las voces de la ultraderecha y las altas jerarquías de la Iglesia católica que utilizan y repiten ad nauseam el único seudoargumento que tienen para oponerse a y condenar el aborto en cualquiera de sus modalidades: la vida (humana) comienza desde el momento de la concepción y, por lo tanto, el aborto, al ser una interrupción del proceso vital, es un homicidio.

Por una obligación moral ante la sociedad, es necesario hacer un esfuerzo para explicar por qué las afirmaciones de los señores de El Yunque, los Rivera Carrera y los Serrano Limón, de Pro Vida, son totalmente falsas y reveladoras de la más profunda de las ignorancias.
El seudoargumento arriba citado se basa en una completa confusión entre lo que es vida y lo que es un individuo biológico. Si bien no existe hasta el momento una definición de vida clara y tajante, admitida unánimemente por todos los científicos, sí se admite desde hace casi dos siglos, cuando Theodor Schleiden y Mattias Schwann emitieron su teoría celular, que existe una unidad mínima de materia viva que puede existir de manera autónoma a las demás. Esta unidad es la célula. Todo ser vivo está compuesto de pequeñas unidades de vida llamadas células. Algunos seres vivos, llamados unicelulares, al mismo tiempo que son una célula, son el individuo biológico, pero solamente ellos.

Aceptada esta verdad elemental, vemos que en el ser humano, tanto espermatozoides como óvulos son células, unidades de vida al igual que las neuronas, los leucocitos, los hepatocitos o los odontoblastos. Cuando un espermatozoide fecunda a un óvulo, se forma una nueva célula, distinta a las dos que le dieron origen, pero sigue siendo una célula. La diferencia fundamental es que esa nueva célula contiene la información genética de los dos potenciales progenitores del individuo que está por producirse, pero que aún no lo es. El hecho de que esa célula-huevo sea el resultado de esa fecundación del gameto femenino por parte del masculino, no le confiere el estatus de individuo biológico, pues no puede sobrevivir de manera independiente a quienes sí son individuos biológicos: la madre y el padre. Solamente los individuos biológicos pueden desarrollarse y sobrevivir de manera independiente a otros de su misma y de otras especies, gracias al proceso de diferenciación y especialización de sus partes. En el caso de los vertebrados superiores, grupo al cual pertenece el ser humano, ni embriones ni fetos pueden considerarse individuos biológicos pues carecen del desarrollo que les permite alcanzar esa independencia en su existir, aunque estén compuestos de células y, por lo tanto, haya vida en ellos, pero no individuación. Por esa sencilla razón, la destrucción de una célula o un conjunto de células cualquiera del ser humano no puede ser considerada un homicidio.

Si la tesis antiabortista de la ultraderecha fuera correcta tendríamos que extenderla a cualquier modalidad de pérdida celular. Cualquier hemorragia sería un asesinato de células del tejido sanguíneo y tendría que ser sujeto de persecución legal, en algunos casos con la atenuante de la involuntariedad del "homicidio", como en la menstruación, pero no lo sería así en el caso de la pérdida de células del tracto bucal expulsadas en un escupitajo, o en la extracción de una muela, menos aún en la amputación de un miembro. En todos esos ejemplos existe una masiva pérdida de células de uno u otro tipo. Hay pérdida de vida, a veces consciente y voluntaria. ¿Han de considerarse estos casos como asesinatos? ¡Vaya ridiculez! Hasta se sonroja uno de pena al tener que estar ocupando espacio en un diario serio como este para explicar cosas tan elementales a personas tan ignorantes como las que conforman la ultraderecha de este país.

En fin, cada una de las "discusiones" que se tienen cuando se intenta despenalizar el aborto es una confrontación de la verdad y el saber contra la mentira y la ignorancia. Inevitablemente la ultraderecha se ubica en el segundo bando. Ningún legislador puede hacer la mínima concesión a la ignorancia; esto, en estos momentos, incluye en primerísimo lugar a los legisladores del Distrito Federal, quienes tienen la obligación de perseguir el bien público combatiendo el fanatismo y la ignorancia. La despenalización del aborto debe extenderse. Ya.

Anónimo dijo...

Buenas noches Profesor, le agradezco su opinión
siempre tan valiosa, y comparto la idea, que debe ser
la mujer la que decida, con la certeza jurídica que
debe dar el Estado, entonces si estaríamos ante la
voluntad estatal de progresar en el ambito del derecho
y en materia de salud.
Hasta pronto y ojalá nos siga compartiendo sus
opiniones.
Bonita semana.
Marytere.

Anónimo dijo...

Yo no estoy a favor del aborto, pero si de la libertad que tiene cada ser humano para decidir sobre su vida y su cuerpo. Los hijos son una responsabilidad muy grande la cual no todos están preparados para asumir, de otra manera, no estaría nuestro país y muchos otros como están. Quien tiene la intención de abortar lo va a hacer con permiso o no, arriesgando o no su vida, pues el nivel de autoconciencia, educación y responsabilidad en estas personas es evidentemente bajo, de otra manera hubieran podido evitar estar en una situación así, salvo sus excepciones. Si quieren hacer algo real para que esto no suceda, se deben hacer programas de educación sexual a todos los niveles y en todos los rincones del país, pero no coartando el libre albedrío por imposición de unos cuantos.
Jessy Burgoa

Anónimo dijo...

ME PERECE QUE ES MUY ACERTADO E INTERESANTE, EL ANALISIS JURÍDICO Y TEOLOGICO QUE REALIZAS PONE DE MANIFIESTO TU JUICIO CRITICO Y REFORMISTA QUE ES COMPARTIDO POR TU SERVIDOR.
FRANCISCO MARTÍNEZ MÁRQUEZ

Anónimo dijo...

Muy buena argumentación, estoy de acuerdo contigo en
Todo.

Saludos y feliz inicio de semana.

Surya

Anónimo dijo...

Me parece acertadísimo tu comentario, no obstante, me preocupa que la reforma no se de por presión de los conservadores.

Mónica Rodríguez Lara

Anónimo dijo...

Me parece acertada esta reflección y estoy en total acuerdo con usted.

Saludos,
Daniel Rocha

Anónimo dijo...

Prof. Burgoa, gracias por sus comentarios, mismos que son para reflexionar, desde el punto de vista juridico, moral, medico y que son de gran importancia para, no solo para el D.F. sino para todo el pais.

Atentamente

Joaquin Castañeda

Anónimo dijo...

Paco Burgoa:

Me parece muy acertado tu análisis, muy buen manejo de la técnica juridica y su fundamentacion; más sin embargo, al parecer este penoso y desgraciado asunto del aborto será definido dentro del ajedrez político de los reformistas y conservadores como bien dices, que más bien diría yo entre la ultraderecha y la “izquierda”. A mi en lo personal me parece que la jugada en el tablero ya lleva mucho de gane para las fuerzas progresistas, pues aunque la derecha y la iglesia logren echar para atrás la iniciativa, es la izquierda quien saldrá gananciosa en este lance, que por cierto es muy oportuno, pues visto como debe, solo se estaría, con la aprobación de las reformas a la ley, otorgando un derecho que ya se ejerce por un importante, muy importante porcentaje de las mujeres en edad de reproducción.

De paso me queda claro que el presidente formal a pesar de ser abogado, se le ha olvidado lo aprendido; y mucho mas importante es su falta de orientación e instinto político.

Un saludo con mucho afecto.

José Luis Sánchez

Raúl Arturo Rodríguez Ayala dijo...

SOLO PARA RECOMENDAR UNOS MUY INTERESANTES ARTÍCULOS, NO PUEDEN SER MAS ELOCUENTES:

http://www.jornada.unam.mx/2007/03/27/index.php?section=opinion&article=021a2pol

http://www.jornada.unam.mx/2007/03/27/index.php?section=opinion&article=a03a1cie

Anónimo dijo...

Maestro Burgoa:
Me parece muy interesante el análisis que hace de este tema tan controvertido que es el aborto. Aunque me pregunto, realmente es así?, o es sólo la Iglesia Católica la que arma tanto alboroto?. Prevalece, como usted bien lo señala, el manejo de la doble moral. Me parece que sería más adecuado que realizaran una labor de convencimiento entre sus feligreses para que no opten por el aborto en los casos de embarazos no deseados, pues deben comprender que no todo el pueblo maneja sus valores y que se legisla para todos, y que es una opción, no una imposición.

Saludos,

Lilia Andrade

Anónimo dijo...

Muchas gracias por tan interesante opinión, habría que abrir nuevamente el expediente en contra de Limón y sus secuaces de “Pro-vida”, enjuiciar a jerarcas de la iglesia que se bañan en su supuesta pureza de acción mientras su maldad es patente y continúan dañando a niños y adolescentes en miles de iglesias en todo el mundo con sus actividades pederastas.

El aborto se realiza a pesar de todo y se seguirá practicando, miles de mujeres mueren y eso lo saben perfectamente en las altas esferas de la iglesia, ellos mismos han embarazado a muchas monjas y mujeres, a quienes les han obligado a callar o a abortar para que su “santo” nombre no se manche……

En fin maestro se esta midiendo fuerzas políticas entre ellas la de la iglesia y de Televisa, se esta politizando para beneficio de grupos y quien siempre pierde en esto es la decisión de la mujer de su cuerpo y de su futuro, espero que pronto se vote a favor de la despenalización y entre más pronto mejor……….

Raúl Quintero de Anda
Alumno del SUA

Anónimo dijo...

Hola después de tanto alboroto con este tema, puedo decir que, como bien comentaban compañeros, cada persona debe decidir que hacer con su cuerpo y su vida, solo me gustaría agregar que el gobierno también debe de ponerse a pensar en el hecho de que se debe de dar uan educación adecuada de la sexualidad y la responsabilidad que en ella recae.

Saludos, espero verles el sábado.

MIRANDA

Anónimo dijo...

Hola Lic. Burgoa:

Como bien señala usted y yo como mujer y se supone que ya con cierta experiencia de la vida, creo que es una decisión que en su momento toma la mujer, al igual que la toma para embarazarse, a menos que sea por violación y tenga la mala fortuna que quede encinta por ese hecho.

Mi pensamiento anterior no quiere decir que esté en contra o a favor del aborto, simplemente que es una decisión que toma la mujer en su momento, y en caso de optar por esa solución busca la manera de lograrlo, ya sea provocándoselo ella misma, o acudiendo a que le practiquen el legrado. Eso si depende de la cuestión económica a donde se acude y por ese lado, creo prudente que se apruebe la Ley, para que sean profesionales quienes lo hagan.

Por otro lado, siempre he creído que los valores morales se dan en casa, no se pueden tapar situaciones con un dedo, ni querer darse cuenta los padres de la época acelerada que vive la juventud, aunque no les caería mal a todos mis contemporáneos echarse un viaje al pasado y ver realmente como fuímos en nuestra juventud. El que diga que fue una blanca paloma estaría mintiendo, el que más o el que menos, tenemos cola que pisarnos, a veces muy grande o puede ser pequeña.

Yo he procurado criar a mis hijos en un ambiente de libertad, de respeto, de igualdad, ya que tengo hombre y mujer, el hombre tiene que ayudar igual en la casa sin importar el género y lo hace no se si con gusto o no, con respecto al sexo desde pequeños les dije a los dos qué les podían hacer claramente y les di la confianza de decírmelo, hay tantos medios anticonceptivos que usar que es un crimen que alguien se embarace "porque no sabía cómo evitarlo".

Ahora no nos demos golpes de pecho, o es válido que quien pregona santurronería como Santiago Creel, teniendo familia, ande regando hijos como la hijita que tiene con Edith González. Ese tipo de valores no los entiendo, lo que veo es una falsa moral, hay que ser congruentes con nuestros principios.

En fin, en este tema no puede separarse lo moral de lo jurídico y creo que mejor se siembra buenos principios en la familia y sobre todo que sean responsables de sus actos. Cuando se viva la situación del aborto cada quien deberá tomar la mejor decisión.

Por otra parte, quiero externar que una de las mejores medidas que pueden tomar nuestros políticos y si en verdad quieren ayudar al país, puede ser a través de la educación, que en el momento actual deja mucho que desear, me refiero a los niveles básico y medio superior. Además por qué no hacer como Japón o China, que han preparado a su gente, primero los llevan a la ciudad los preparan y los regresan a sus lugares de origen para que pongan en práctica lo aprendido y optimicen su agricultura, primero para ser autosuficientes y porqué no volver a ser exportadores. Siempre he pensado que la educación es primordial en cualquier cultura.

Saludos y que tenga una bonita semana.

Norma Jasso

GROTESQUE dijo...

Hola.

Soy Jonathan.

Me parece un poco prospectivista (no se si exista como palabra) hacer un comentario tan relativo como el aborto. No en el tema, sino en lo contextual, si deseamos dignificar este tema es necesario irnos más allá de las reglas, más allá de toda ciencia "monoteista" llegar hasta la fuente del problema ¿dónde? esta en todas partes y no porta un tolete o un código penal, de su mano cuelga una bolsa con 1 kilo de jitomates, medio kilo de tortillas y un monedero con escasos centavos de un mínimo por obrero. Viste de seda o de satín el caso es que siempre se tom por parte de un sistema, el sistema esta roto y ya, tan simple como que se queda en una iniciativa. Vivirlo si se desea sentir, ¿por qué una mujer que desea el aborto no escucha? preguntar a la mujer querida como nada dentro de ella la vida; no por esto estoy a favor o en contra, pero si es una burla decir: no estoy a favor del aborto, pero si de la libertad" es una vida la que se esta creando, pero puede quedar en eso pura creación, para que sufrir 30 o 40 o 70 años si sólo se puede sufrir 10 minutos (o lo que tarde este proceso) Por que hacer caso omiso a las creencias de Hitler: "tener una sociedad mejor" siempre responden con lo mismo: "si fuese así tu nunca entrarías en esa sociedad" pero no es verdad (en su totalidad, debemos ser una sociedad suprema donde sólo exista el perfeccionismo (no se si exista como palabra diaria) nunca hemos podido comprender el llanto o la risa, claro menos al aborto. A favor en contra, toma tú esa desición.